Estilos de Aprendizaje: Cuáles son, Definición y Tipos

No todas las personas aprenden igual, para algunos puede ser más sencillo hacerlo observando colores o imágenes, mientras que para otros es mejor escuchar. En otras palabras cada persona tiene su manera de aprender y es allí donde nacen las teorías de los Estilos de Aprendizaje.

Hoy traemos una serie de definiciones que han ido apareciendo con el pasar de los años, te hablaremos de los estilos de aprendizaje conocidos hasta hoy y como se reflejan en nuestros cerebros.

¡Empecemos!

Los estilos de aprendizaje se consideran como las maneras en las que las personas responden o aprovechan los distintos estímulos en el entorno que se encuentran para aprender.

Muchos consideran que los estilos de aprendizaje se refieren a la información que reciben las personas y todo lo que aprenden de ella, pero no es así, realmente se puede decir que es la manera en que prefieren aprender ya que se les hace más fácil.

Estos estilos incluyen distintos elementos cognitivos, afectivos y algunos fisiológicos que son indicadores de cómo la persona recibe la información, como interactúa con ella y de qué manera reacciona.

En la actualidad los diferentes estilos de aprendizaje son muy útiles en los campos de la psicología y la educación.

Diferentes definiciones de Estilos de Aprendizaje

Han sido muchos los expertos que han estudiado este tema, por lo tanto hoy en día existen diferentes definiciones de los estilos de aprendizaje.

A continuación de hablaremos de las más populares.

  • Howard Gardner: Esta definición apareció en 1.983, en ella se dice que los estilos de aprendizaje son las diferentes inteligencias aplicadas en actividades y contextos específicos.

La teoría que exponía Gardner decía que todas las personas cuentan 8 inteligencias diferentes, también conocidas como habilidades cognoscitivas. Todas las inteligencias trabajan en simultáneo, aunque de cierta manera son semiautónomas.

Desde muy pequeños cada individuo desarrolla algunas inteligencias más que otras, sin embargo tanto la cultura, como la sociedad pueden hacer mayor énfasis en algunas especificas.

  • Kolb: La definición dada por el psicólogo estadounidense David Kolb apareció por primera vez en 1.984, hoy en día sigue siendo una de las más populares y utilizada por muchos.

Para Kolb existían tres aspectos que influían los estilos de aprendizaje en cada individuo, estos eran la genética, las experiencias y las exigencias del entorno.

En este modelo se menciona que cuando una persona desea aprender algo nuevo, debe procesar y manejar toda la información que obtiene.

  • Schmeck: En 1.988, este experto decía que los estilos de aprendizaje no son más que las maneras características por las que una persona es capaz de manejar e interpretar la información que recibe, además de que influye como se siente y su comportamiento en las situaciones que implican aprender.

Sin embargo en 1.998, modifico su definición y mencionaba que los estilos de aprendizaje son estilos cognitivos que las personas expresan cuando se encuentran ante una actividad de aprendizaje.

Relacionado:  Cómo Preparar una Ponencia

En esas situaciones se podían observar las estrategias habituales y preferidas por la persona para aprender.

  • Dunn y G. Price: Esta teoría dice que se trata de cómo los estímulos básicos son capaces de influenciar la capacidad de absorber y mantener alguna información en las personas.

Como te mencionábamos anteriormente, las diferentes investigaciones y estudios que se han hecho con respecto a este teman lo han ido enriqueciendo y haciendo cada vez más completo.

A pesar de que la mayoría de los autores de las definiciones coincide en que se trata de la manera en que la mente maneja la información, puede haber variaciones si se habla de estrategias o estímulos para resolver actividades en el proceso.

¿Cuáles son los estilos de aprendizaje?

Principales Estilos de Aprendizaje

Como podrás imaginar actualmente son bastantes los estilos de aprendizajes que se manejan, esto debido a la gran cantidad de investigaciones que se han hecho desde hace algunos años.

Podemos empezar con algunos de los estilos de aprendizaje obtenidos gracias a las definiciones que hablan de la relación que tienen con las inteligencias múltiples.

Veamos:

  • Lógico: Las personas que han desarrollado más este estilo de aprendizaje prefieren hacer uso de la lógica y el razonamiento en vez de contextualizar la información.

Generalmente estas personas utilizan diferentes esquemas donde se muestre información y datos relevantes, además son capaces de asociar palabras aunque estas no tengan mayor sentido.

  • Interpersonal: También se le conoce como estilo grupal o social, es el preferido por aquellas personas a las que le gusta trabajar con otros cada vez que pueden hacerlo.

Suelen compartir las conclusiones a las que llegan con otros grupos de personas. Para sacarle mayor provecho a este estilo de aprendizaje se recomienda utilizar los juegos de roles.

  • Intrapersonal: Es conocido por otros como estilo individual, a diferencia del anterior en este caso las personas prefieren estar solos y tranquilos para poder estudiar y sacarle provecho a la información.

Podemos decir que se caracterizan por ser personas reflexivas, además prefieren centrase en temas que les resultan interesantes. Para ellos resulta muy valiosa la introspección y cualquier tipo de experimento mental.

  • Verbal: Llamado también estilo lingüístico, como su nombre lo indica estas personas suelen aprender más fácilmente con la lectura o la escritura.

Prefieren leer sus apuntes o hacerlos ellos mismos en base a cualquier lectura, esta es una de las mejores maneras de aprovechar este estilo de aprendizaje.

Ahora bien, también se han clasificado los estilos de aprendizaje de manera sensorial. Este modelo es conocido como V.A.K, gracias a los 3 sistemas que los conforman. A continuación te los explicamos:

  • Visual: Aunque no lo creas las personas que aprenden de esta manera, no son muy buenas con la lectura, más bien asimilan mejor las imágenes, gráficos, videos y diagramas.
Relacionado:  27 Franquicias Baratas y Rentables y Cómo Invertir en 2018

Son capaces de recordar una gran cantidad de información, crear esquemas en poco tiempo, les gusta subrayar y en algunos casos escribir fuera de los márgenes.

Estas personas son expertas en relacionar ideas y conceptos entre sí utilizando la visualización.

  • Auditivo: Estas personas aprender mejor al escuchar, suelen aprovechar más los debates y la información que dictan los profesores en clases. No son muy fanáticos de llegar a casa y leer los apuntes o el tema del día.

Generalmente pueden generar conceptos y unir ideas igual de rápido que con el estilo visual, les gusta grabarse mientras estudian para luego escuchar el audio, de esta manera repasan todos los aspectos importantes.

Entre los consejos para sacarle mayor provecho a esto se encuentran las canciones, grabaciones de temas, películas, documentales conferencias y mucho mas.

  • Kinestico: Suelen aprender más rápido con las practicas donde ponen en marcha tanto el análisis como la reflexión. Podemos decir que también se relaciona este estilo con tocar las cosas, armar y todo lo que implique el uso de las manos.

Estas personas captan fácilmente la sensación haciendo uso del tacto, tomando en cuenta los movimientos y las sensaciones.  Es normal que mientras estudian se estén moviendo, además les gusta hacerlo en grupo.

Cabe destacar que les va mucho mejor cuando se trata de exámenes prácticos.

Si se quiere aprovechar el estilo kinestico se pueden utilizar materiales como el barro, la plastilina, crucigramas, juegos de mesa, recetas o excursiones.

Por último tenemos los estilos de aprendizaje dados por Kolb, como te mencionamos anteriormente este es uno de los modelos más famosos y utilizados en la materia.

Recuerda que esta clasificación surgió debido a las preferencias de los alumnos al momento de manejar la información.

  • Activo o Divergente: Las personas que se ubican en este estilo de aprendizaje suelen involucrarse por completo en las actividades, suelen ser muy comprometidos y no tienen ningún prejuicio.

Generalmente se emocionan cuando deben hacer alguna actividad novedosa, sin embargo se pueden aburrir muy rápido, por lo que al perder el interés por una tarea solo pasan a otra.

Podemos decir que aprovechan al máximo el tiempo, pero muchas veces esto los lleva a actuar antes de pensar en las consecuencias.

Se recomiendan actividades que signifiquen un reto para ellos, mucho mejor cuando son cortas y precisas.

  • Asimiladores: Principalmente se caracterizan por ser observadores, además de tratar la información de diferentes maneras al mismo tiempo. Se destacan obteniendo información y analizándola muy bien antes de sacar conclusiones.

Son muy cuidadosos con las conclusiones a las que llegan, prefieren estudiar muy bien las posibles consecuencias antes de de finalizarlas. Siempre están atentos a los detalles antes de hacer algún aporte.

Les va mejor si observan detenidamente la información a su alrededor, cuando no son notados y si tienen el tiempo suficiente para estudiar y reflexionar.

  • Teóricos: Generalmente estas personas son capaces de integrar toda la información obtenida y convertirla en teorías con lógica muy solida. Organizan los pensamientos en secuencia, esto quiere decir que acostumbran a seguir varios pasos antes de llegar a una conclusión.
Relacionado:  Como Crear e Iniciar un Negocio Online

Les gusta resumir toda la información que reciben, además toman muy en cuenta la lógica y la razón, por eso es común que no se sientan cómodos cuando las actividades no tienen una lógica evidente.

Aprender mejor si se les ofrecen sistemas o modelos objetivos, también si se trata de una actividad que les parezca un desafío y si se les da la libertad de hacer investigaciones.

  • Pragmáticos: Estas personas se sienten bien si pueden poner en práctica lo que han aprendido, bien sea teorías o las técnicas que se les van dando en el camino.

No suelen ser fanáticos de los debates con respecto a las teorías, ni mucho menos les gusta analizar constantemente la información que se les brinda.

Son muy prácticos y realistas, además tienen gran capacidad para resolver problemas y para buscar las mejores opciones al momento de hacer las cosas.

Si se quiere aprovechar mas este estilo de aprendizaje se recomienda actividades donde se relacionen la teoría y la práctica, además de darles ejemplos para realizarlas.

¿De qué manera se reflejan en el cerebro?

Aunque no lo creas, los estilos de aprendizaje se reflejan en nuestros cerebros, dando a entender que influyen en nosotros mucho más de lo que imaginamos.

Algunos investigadores que han tenido curiosidad al respecto se han tomado la tarea de descubrir las partes del cerebro que se relacionan con cada uno de los estilos que mencionamos anteriormente.

A continuación te damos mas detalles:

  • Auditivo: Sabemos que los lóbulos temporales son los encargados del contenido auditivo, el lóbulo temporal derecho es el especialista en lo relacionado a la música.
  • Visual: El sentido de la vista es manejado por los lóbulos occipitales, además se suman los lóbulos parietales para controlar la orientación espacial.
  • Verbal: Este se ve reflejado en los lóbulos temporales y frontal, principalmente en las zonas conocidas como Broca y Wernicke.
  • Kinestico: Los movimientos del cuerpo están controlados principalmente por el cerebelo y la corteza motora.
  • Individual: En este caso tienen que ver tanto el lóbulo frontal, como el parietal y el sistema límbico.

Como abras notado aun hay algunos estilos de aprendizaje de los que no se sabe exactamente las partes del cerebro que intervienen, sin embargo es probable que dentro de pocos años los expertos terminen de descubrirlo.

[Total:0    Promedio:0/5]

Co-Fundador de DKSignMT @DKSign eBuyer Coleccionista De Libros Y Relojes [Teatro De|Los Sueños]

DKSign Marketing Y Tecnología